Inicio/Tapicerias/Pieles/Piel Dálmata

PIELES – DÁLMATA

La colección Dálmata de Mariano Farrugia presenta una piel cien por cien bovina, que ha seguido el tradicional proceso de curtido al cromo y cuenta con un espesor que oscila entre los 1,2 a 1,4 mm de grosor.

Este grosor es de los mayores que se utilizan para las tapicerías de los muebles del hogar y es muy adecuado para soportar el paso del tiempo correctamente, pues resiste el desgaste y los roces cotidianos si se le dan los cuidados adecuados.

Como todas nuestras pieles, mantiene un gran respeto por el medioambiente, ya que está exenta de pentaclorofenol, sustancia que afecta negativamente a la capa de ozono.

La calidad de las pieles del fabricante Mariano Farrugia está plenamente garantizada, pues todas ellas, antes de incorporarse a su catálogo y, por tanto, al nuestro, han seguido un proceso de selección y elaboración muy exhaustivo en el que se han cumplido las principales normativas internacionales.

Estas normativas, para certificar la calidad de las pieles, exigen que estas sean sometidas, entre otras, a pruebas de solidez a la luz, solidez al frote, resistencia al desgarro, resistencia a la flexión, adherencia del acabado o pH del extracto acuoso. Para conocer los resultados de la piel Dálmata, consúltese la ficha técnica del producto que aparece en esta página.

De manera resumida, podemos indicar que la piel Dálmata que empleamos para tapizar nuestros sofás es una piel blanda que ha sido curtida al cromo y recurtida posteriormente con resina sintética, proceso que le da cuerpo y elasticidad a la piel. La tintura se ha realizado con anilina en bombo y finalmente se ha refinido al agua.

Por consiguiente, todas estas cualidades la convierten en una piel muy agradable y resistente, que se acopla perfectamente al mueble y cuya textura transmite una sensación de calidez y suavidad inigualable.

Además, se presenta en una amplísima gama de colores, con más de cien tonalidades diferentes, que permiten encontrar con precisión el tono que mejor se ajuste a la decoración de cada espacio.

Cuando se elige una piel Dálmata para tapizar uno de nuestros sofás, desde ese momento es tratada como un producto único para evitar que el recubrimiento final contenga un solo defecto de producción. Así, desde que es cortada hasta que se coloca sobre el armazón y se enfunda en los asientos y respaldos, la piel es manipulada por manos experimentadas que la trabajan individualmente con gran mimo y cuidado.

Por último, debe saber que la piel se conserva mejor si el mantenimiento y la limpieza son los adecuados. Por ello, le sugerimos que siga nuestras recomendaciones de Cuidados de la piel.

MUESTRAS DE COLOR

FICHA TÉCNICA
Solidez a la luz:superior a 5 en la escala de Blu
ISO 105 B02
Solidez al frote:
Seco: 500 ≥ 4
Húmedo: 80 ≥ 4
Sudor: 50 ≥ 4
ISO 11640
Resistencia al desgarro:superior a 20 N.
ISO 3377-1
Resistencia a la flexión:superior a 50.000 C.
ISO 5402
Adherencia del acabado:superior a 2,5 N/Cm.
ISO 11644
pH del extracto acuoso:superior a 3,5 N.
ISO 4045
Cifra (solo para pH superior a 4):mínimo de 0,7.
ISO 4045

CARACTERÍSTICAS GENERALES

Piel bovina.

Curtición al cromo.

Espesor: 1,2-1,4 mm.

Exento de pentaclorofenol (sustancia perjudicial para la capa de ozono).

Recurtida con resina sintética (aporta cuerpo y elasticidad).

Tintura: hecha con anilina en bombo.

Refinición: al agua.